Mujeres valientes que luchan por la Paz

por | 21 Sep, 2016 | Artículos, Derechos Humanos, Empoderamiento, Feminismos

El eterno debate: ¿es la paz posible? Sí, es posible y se debe luchar para conseguirla. De hecho, miles de mujeres y hombres en este mundo, de forma anónima o notoria, han dado y siguen dando su vida por este ideal que es para muchas personas un tanto utópico, pero que sigue siendo, en nuestra opinión, el ideal principal que debería mover el mundo.

 

Día internacional de la Paz

Cada 21 de septiembre se celebra el Día Internacional de la Paz para conmemorar los ideales y actividades que se llevan a cabo con el propósito de lograr la paz en todas las naciones y pueblos del planeta.

La Asamblea General de las Naciones Unidas instauró en el año 1981 este día con la intención de que coincidiera con la sesión de apertura de la Asamblea General. El tema elegido para este año 2016 es “Los Objetivos de Desarrollo Sostenible: elementos constitutivos de la paz”.

En este Día internacional de la Paz en que, normalmente, se cita y se hace referencia a las luchas de hombres que han contribuido a la paz, queremos visibilizar y reivindicar el hecho de que también las mujeres han tenido y tienen un papel relevante y activo en la consecución y la lucha por la paz. Activismo ideológico, político y social que miles de mujeres, desde lo público y/o desde el anonimato, están teniendo en la lucha incansable por la PAZ en mayúsculas.

Quizá la organización de mujeres más importante y reconocida como luchadora contra la guerra y todos sus horrores sea la Liga Internacional de las Mujeres por la Paz y la Libertad (WILPF). Una organización que nace de un encuentro en 1915, un año después del inicio de la I Guerra Mundial, con 1.136 mujeres procedentes de diferentes países que se reunieron en La Haya para expresar su rechazo al horror que estaba causando la guerra en el corazón de Europa.

La Liga Internacional de las Mujeres por la Paz y la Libertad (WILPF) es una organización no gubernamental, pacifista y feminista. De hecho, esta Liga es la organización femenina pacifista más antigua del mundo. Dos de sus fundadoras, las sufragistas Jane Addams y Emily Greene Balch recibieron el Premio Nobel de la Paz en 1931 y 1946, respectivamente.

Más de un siglo después, en 2015 celebran su centenario, y con representación en más de 32 países incluido España, estas mujeres siguen luchando contra la violencia patriarcal de los conflictos armados, denunciando los vínculos tan estrechos que existen entre masculinidades dominantes y militarismo, y evidenciando cómo la violencia contra las mujeres en los conflictos armados no es sino una ampliación de la violencia contra las mujeres que sucede en tiempos de paz.

Pero esta lucha no es suficiente, a pesar de todos los movimientos feministas que se han dado a lo largo del siglo, las mujeres seguimos estando dominadas e infravaloradas por los hombres en todo el mundo. Valga como ejemplo el Premio Nobel de la Paz, que de las 103 personas y 23 organizaciones a las que ha sido concedido sólo 16 de estas personas son mujeres.

Como feministas, como mujeres, como seres merecedores de un mundo en paz, luchamos y lucharemos hasta que se nos acabe el aliento por la paz mundial y local pero también por nuestros derechos diarios y cotidianos que sin duda contribuirán a que el respeto entre personas, independientemente de su raza, color, sexo, religión, orientación sexual o identidad sexual sea una realidad y no una quimera o utopía.

Porque estamos convencidas que el mundo puede ser un lugar hermoso en el que vivir no dejaremos de alzar nuestra voz porque la PAZ sea una realidad.

 

Mujeres activistas por la Paz

Muchas son las que desde el anonimato y la humildad están contribuyendo día a día a la Paz y por todas ellas queremos hacer un pequeño homenaje desde aquí: este mundo es más habitable gracias a todas ellas.

Entre todas estas mujeres, algunas han sido visibles y, aunque nos dejamos a miles, hacemos mención de algunas vidas entregadas a la defensa de la vida y de la paz:

malala_yousafzai

Malala Yousafzai

Por los derechos de las niñas

 

“Teníamos dos opciones, estar calladas y morir o hablar y morir, y decidimos hablar”

Malala Yousafzai ha sido la persona más joven en obtener un Premio Nobel de la Paz gracias a sus esfuerzos en la lucha de los derechos civiles, en especial por la educación de las niñas, ya que los talibanes prohibieron el acceso a la educación a las niñas en Pakistán.

Su lucha y su activismo político y social provocó que los talibanes atentaron contra su vida en 2012 mediante dos disparos, afortunadamente Malala Yousafzai sobrevivió.

Malala Yousafai sigue luchando por los derechos de todas las niñas y mujeres en el mundo, actualmente está centrada en la liberación de las escolares nigerianas secuestradas por el grupo terrorista Bokko Haram.

leymah-gbowee

Leymah Gbowee

Las mujeres que detuvieron la guerra

 

“Quiero romper el mito de las mujeres africanas de senos flácidos con tres niños en la espalda y un plato vacío en las manos. Quiero echar abajo el mito de que somos víctimas todo el tiempo. Aun como víctimas, sobrevivimos. Somos mujeres fuertes que sufrimos mucho, y a pesar de eso nos mantenemos de pie.”

Leymah Gbowee fue la lideresa de un movimiento no violento que un grupo de mujeres de Libia formó para intentar detener la escalada de violencia y masacre que asolaba su país debido a la guerra. La violación como arma de guerra y los niños soldados eran la constante en esta guerra con dictadores cada vez más sanguinarios.

Más de dos mil mujeres, cristianas y musulmanas, encabezadas por esta mujer, Leymah Gbowee, lograron detener la guerra y expulsaron del poder al presidente Charles Taylor y que fuera juzgado por crímenes de guerra en el Tribunal de La Haya.

El viernes 7 de octubre de 2011 en Liberia, Leymah Gbowee recibió el premio Nobel de la paz junto a su compatriota Sirleaf y la yemení Tawakel Karman.

amira-hass

Amira Hass

Una israelí entre palestinos

 

“Los jóvenes palestinos no salen a asesinar judíos por el hecho de ser judíos, sino porque somos sus ocupantes, sus torturadores, sus carceleros, los ladrones de si tierra y de su agua, los que destruyen sus hogares, los que los expulsan al exilio, los que obstruyen su horizonte.”

Amira Hass es una periodista israelí y judía que escribe sobre los palestinos de los campos de refugiados, sobre los atacantes suicidas y sus familias, sobre la represión del gobierno israelí. Su línea de opinión ha sido criticada y ha sido arrestada y atacada por ir en contra de la línea de opinión dominante que marca el país.

Esta mujer, Amira Hass, cree en lo que hace y lucha por dar voz a los que no la tienen, por denunciar las injusticias y los abusos que se han cometido sobre los y las palestinas, dentro y fuera de los campos de refugiados.

Por toda su labor, en 2003 fue galardonada con el premio UNESCO a la Libertad de Prensa.

nurit-peled-elhanan

Nurit Peled-Elhanan

La unión de las familias afligidas

 

“Creemos que la maternidad, la paternidad y el deseo de salvar a los niños que están vivos son los únicos denominadores comunes que van más allá de la nacionalidad, la raza y la religión”

Nurit Peled-Elhanan es la fundadora del Foro de Familias Afligidas, una organización que agrupa a más de 500 familias israelíes, palestinas, judías, musulmanas, laicas y ortodoxas que luchan por la paz en los Territorios Palestinos y que creen que la represión no es una respuesta adecuada a la violencia.

Esta mujer israelí perdió a su hija de 14 años en un atentado suicida en Jerusalén y desde ese momento decidió transformar su dolor en activismo.

En el año 2001 fue galardonada, junto al palestino Izzat Ghazzawi y el angoleño Dom Zacarías Kamwnho, con el Premio Sájarov por la Libertad de Conciencia, concedido por el Parlamento Europeo.

wangari-maathai

Wangari Muta Maathai

La lucha por el medio ambiente

 

“Cuando los recursos se degradan, se inicia la competencia por ellos, ya sea a nivel local en Kenia, donde tuvimos enfrentamientos tribales sobre la tierra y el agua, o en el nivel global, en el que estamos luchando sobre el agua, el petróleo y los minerales. Así que una manera de promover la paz es promover la gestión sostenible y la distribución equitativa de los recursos.”

Wangari Muta Maathai nacida en Kenya fue la primera mujer africana en recibir el Premio Nobel de la Paz en 2004 por su defensa del desarrollo sostenible, la democracia, el respeto a los derechos humanos y la paz.

Pero Wangari Muta no solo ha luchado en favor del medio ambiente sino que ha sido una activista política de los derechos de las mujeres kenianas y la mejora de sus condiciones de vida.

En la década de los 70, bajo la idea de “no podemos quedarnos sentadas a ver como se mueren nuestros hijas e hijas de hambre” creó el movimiento Cinturón Verde que consistía en la replantación de árboles como recurso para la mejora de las condiciones de vida de la población. Este movimiento ha estado protagonizado por mujeres principalmente y se ha extendido por todo el continente africano.

aung-san-suu-kyi

Aung San Suu Kyi

Movimientos por la libertad

 

“Utiliza por favor tu libertad para promover la nuestra.”

Nombrar a esta mujer birmana, Aung San Suu Kyi, es nombrar a uno de los símbolos mundiales más reconocidos en la lucha por la democracia y la libertad y por su resistencia pacífica frente a la opresión. En 1991 le fue concedido el Nobel de la Paz (premio que recogió su hijo en su nombre ya que ella se encontraba en arresto domiciliario en su país).

A pesar de estudiar fuera de Birmania y estar amenaza si volvía a su país natal regresó para hacerse cargo de los cuidados de su madre enferma y organizó un movimiento contra el dictador que reprimía violentamente al pueblo birmano. Un movimiento a favor de los derechos humanos y la instauración de un régimen democrático.

Tras la dimisión del dictador se instauró en Birmania un régimen militar que la arrestó en incontables ocasiones en su domicilio y que atentó fallidamente contra su vida. Pese a todo esta mujer una gran luchadora, una pacifista se ha mantenido en la no violencia para la consecución de sus objetivos.

rigoberta-menchu

Rigoberta Menchú Tum

Mujeres indígenas por la paz

 

“La paz no es solamente la ausencia de la guerra; mientras haya pobreza, racismo, discriminación y exclusión difícilmente podremos alcanzar un mundo de paz.”

Rigoberta Menchú Tum, nacida en el seno de una familia campesina con muy pocos recursos y sufriendo desde muy pequeña las consecuencias directas de la represión y la tortura del régimen militar, optó por realizar un movimiento pacífico de protesta para la consecución de los derechos de las personas indígenas y de las mujeres rurales, especialmente.

Su lucha por la justicia social y los derechos y la visibilización de las mujeres le valió el Premio Nobel de la Paz en 1992. Todavía hoy sigue luchando a favor de las mujeres indígenas y la reconciliación etno-cultural basada en el respeto a los derechos de los indígenas.

berta-caceres

Berta Cáceres

Todavía lloramos tu pérdida

 

“No es fácil ser mujer dirigiendo procesos de resistencias indígenas. En una sociedad increíblemente patriarcal las mujeres estamos muy expuestas, tenemos que enfrentar circunstancias de mucho riesgo, campañas machistas y misóginas. Esto es una de las cosas que más puede pesar para abandonar la lucha, no tanto la transnacional sino la agresión machista por todos lados”

Esta gran mujer, Berta Cáceres, fue una líder indígena que luchó por los derechos de su pueblo, una feminista que combatió por los derechos de todas las mujeres hondureñas y una importante activista medio ambiental.

Por su activismo le fue concedido en 2015 el Premio Goldman, denominado el Nobel Verde como recompensa a los defensores y defensoras de la naturaleza y el medio ambiente. Solo un año después, esta mujer fue asesinada en su propio hogar.

Berta Cáceres, como otros muchos y muchas activistas en Honduras han sido asesinados y asesinadas con total impunidad, solo en 2014 se asesinaron a 12 activistas.

Sus movilizaciones contra el gobierno y las grandes multinacionales le ganaron numerosos enemigos. Nadie ha pagado por este crimen, todavía no hay justicia para Berta.

Te puede interesar:

El derecho de soñar-EduardoGaleanoEl derecho de soñar con un nuevo mundo

El derecho de soñar es un extracto del libro de Eduardo Galeano El derecho al delirio que nos habla sobre nuestro derecho a soñar y a ser personas libres que luchan por un mundo mejor para todas las personas, para vivir en paz.

Leer más >

Pin It on Pinterest