En tierra de hombres

por | 26 Feb, 2016 | Cine, Empoderamiento, Violencia contra las mujeres

En tierra de hombres es una película inspirada en hechos reales, la historia de Lois Jenson (Josey Aimes en la ficción), la primera mujer, aunque seguramente muchas anteriormente lo intentaron también, que tuvo el valor de interponer una demanda judicial colectiva por acoso sexual contra una empresa estadounidense: una mina de Minnessota perteneciente a la compañía Eleveth Taconite.

 

Título original: North CountryEn_tierra_de_hombres

Directora: Niki Caro

Año: 2005

Duración: 126 min.

País:  Estados Unidos

Guión: Michael Seitzman (Libro: Clara Bingham & Laura Leedy Gansler)

Música: Gustavo Santaolalla

Fotografía: Chris Menges

Reparto: Charlize Theron, Frances McDormand, Sissy Spacek, Woody Harrelson, Sean Bean, Richard Jenkins, Jeremy Renner, Michelle Monaghan, Amber Heard, Rusty Schwimmer

 

En este film, se aborda principalmente el tema del acoso sexual a mujeres trabajadoras en una mina. Josey es una joven madre divorciada que, para sacar a su familia adelante y mantener su autonomía económica y emocional, decide buscar trabajo en la fuente principal de empleo en la región: las minas de hierro. El trabajo es duro  pero como muchos trabajos para las mujeres aunque en este caso la remuneración es buena porque se trata de un trabajo tipificado para los  “hombres”. Está mentalizada para el peligroso y duro trabajo pero no para aguantar el acoso que ella y las otras mineras sufren por parte de sus compañeros. Los hombres que trabajan allí, empezando por su padre, se oponen a la presencia de las mujeres, con actitudes miserable y claramente machistas.  

En tierra de hombres es, por encima de todo, una película necesaria porque, por desgracia, el acoso sexual, laboral y callejero sigue existiendo y en muchos sectores y contextos. Todavía hoy se sigue cuestionando la valía de las mujeres para determinados puestos de trabajo en razón de su sexo. Una película, al fin y al cabo, que hace uso de la técnica cinematográfica como herramienta transformadora y como elemento explorador de la vulnerabilidad humana, sí, pero también de la capacidad de resiliencia en las mujeres fruto de transitar realidades que solo vivimos las mujeres por ser mujeres.

 

 

Pin It on Pinterest